lunes, enero 31, 2022

Frente al espejo


Uno puede hablar de amor
de compasión
de ternura
de respeto

Uno puede llenarse de palabras
todo el tiempo
¿acaso yo no les prometo un paraíso a cambio de un diezmo?

¿Qué sé yo del amor de Dios
de misericordia
de la verdad
si apenas soy un hombre
débil
y cada vez más carente de fe!

Estamos muriendo día a día señores
la vida está hecha para morir
no se culpen por las cosas que ustedes no hicieron
no se abandonen, en cambio, háganse cargo y rueguen
que sus deseos
caminen de la mano por los designios de vuestro destino
para no sufrir la frustración
amén.

domingo, enero 30, 2022

Por la fuerza

Me mira
ansía en su mirar que limpie las faltas que no ha cometido
pero le pesan
sobre los hombros, entre sus manos, en su espíritu
es el recipiente de una incipiente vida que se gesta en su vientre
que no es mío, mas debiera,
que no es de ella, más quisiera.

Sabe haber cometido el error más grande
le duele el cuerpo
pero no el alma
el amor no debiera parecer imposible entre los que se aman
y amarlo así como lo amaba
era una solitaria sensación sin calma.

Ha pactado
sobre el pentáculo de cinco garras ella ha gozado
entregada
para que Jack la amara,
hoy es un capullo que por la muerte aguarda
sin esperanzas

como todos.

sábado, enero 29, 2022

Ensoñación

Lobo con piel de cordero
aullido nocturno que ilumina lo oscuro
impúdicas verdaderas que parecen mentira
las veo y te miro
tan ajena como cuando desconocía tu existencia
y ahora
tan errática e insensible
tan ególatra e imprevisible
tan distante de todo
también de mí
también de tí

intento descifrarte
volver a encontrarte en los laberintos oscuros de esta realidad adyacente.

Silencio,
te veo durmiendo en silencio.

Tal vez como las orugas que abandonan las pupas y se vuelven mariposas
ahora puedas levantar vuelo y encontrarte a tí misma en este sin sentido
tal vez haya sido tu vida un patas para arriba que recién ahora es tu propio camino
aunque ya no te entiendo, ni puedo reconocerte entre un puño de pares.

Te veo durmiendo
tan en paz y tan tranquila
ojalá que al despertar
puedas desplegar tus alas.
 


viernes, enero 28, 2022

Toxic


¿Qué temes?
Déjame que te escriba en el pecho
lo que por ti siento
con sangre inocente

¿No es amor lo que sientes?

¿Acaso no sabes lo que a mi me pasa
cada vez que vuelvo a casa sabiendo que tú me esperas?

Es fuego encendido dentro de mis entrañas
es pasión que arde en mis bragas
es algo dolorosamente indescriptible
raramente asequible
que causa placer y dolor
hasta gemir
hasta llorar.

Déjame morderte, Jack
déjame chuparte, cortarte, sodomizarte, tenerte,
sé el lienzo que necesita mi arte.

¿Qué temes?

Si no quieres perderme
¡satisfáceme!

jueves, enero 27, 2022

Antes de la homilía de las 7

El cáliz y el copón descansan sobre el corporal impoluto sin pecado concebido
la patena, que sosteniene los diezmados miembros del cuerpo resucitado,
está bañada apenas y desde sus costados
por la tenue luz que asegura la presencia de Jesús en el altar (y en esas vidas)
los vinajeros repletos hasta el borde de la sangre vertida como sacrificio
y del agua usada para limpiarnos las almas del pecado original, de la primera culpa
(realmente contienen el vino y la soda que mezcla el padre todos los días para almorzar)

El misal abierto por placer esperando ansioso a ser penetrado por los ojos litúrgicos y expiatorios
al costado del altar mayor, sobre el ambón, el discurso del tirano está escrito en el leccionario,
cerca del lavabo, por supuesto, con él la carne se limpia de las atrocidades con las que el espíritu se autocondena
la palia, el manutergio y el purificador terminan la labor secando las penas con las que se autoflagelan
aquellos que creen que todo ha sido culpa nuestra.

¡Oh, Padre!
¿Cómo es que perdí tu camino?
¿Cuándo te perdí?
¿Cuánto me perdí?

Las sombras han penetrado en mi luz y la han puesto sobre el banquillo
también han diezmado en el confesionario la inocencia de más de un monaguillo que ha resuelto ya no volver.

Mea culpa, padre,
mea culpa.

Ojalá
que la justicia del hombre ignore mis atrocidades
que tu justicia sea compasiva
y que las sombras encuentren el camino de salida.

Amén.

miércoles, enero 26, 2022

La mirada ausente

El estruendo metálico por la constante gota de agua cayendo
unísona
inequívoca
monótona
aburrida
monocromática
desesperada.

La oscuridad de esperanzas que padecen enfermedades terminales atisban
su destino
su porqué
su tal vez
mi desdén
la depresión.

No hay respuestas en el mundo de las luces para las cuestiones que florecen en las sombras.

Suelta Jack ¡SUELTA!

Ya ha muerto el romanticismo de la luna
ya pereció la caricia cálida del sol en el invierno
ya no son guías las manchas blancas en el cielo.

Suelta Jack ¡SUELTA!

El mundo se está hundiendo.

martes, enero 25, 2022

Jack´s Needs

La oruga deviene en mariposa
el orgullo en vergüenza y perdón
la semilla se vuelve flor
y hasta el dulce cachorro se hace depredador

El colorido paisaje se engristece en su invierno
y hasta al cielo prometido,
con ínfulas de paraíso,
en un infierno sin  puertas
en tí se ha convertido.

Despierta, Jill,
despierta,
esta realidad es una pesadilla que te come por dentro
y duele
porque no muere.

lunes, enero 24, 2022

Desespero

El niño va a la escuela con el alma feliz y contenta
pobre,
no entiende todo lo que la escuela significa
no entiende como le atornillan el deber ser de a poquito
en el aula, en el recreo, en la entrada, con la bandera.

El niño pobre va a la escuela feliz y contenta
ella le devora la fuerza de vida, lo acostumbra a la diferencia
algunos quieren disimularla con una falsa educación precaria
dándole pan y mate cocido cada mañana
llenando sus venas de energías que se consumen como si nada.

Pobres, el niño y la escuela, creen
que existe el alma, y la felicidad
y así se contentan
con ilusiones que no nutren y engañan
con mate cocido, azúcar y pan,
con una bandera que los engorda a fuerza de aire y promesas
que nunca se cumplen que no son verdad.

No es la vida que quiero Jack
somos virtuales en un mundo de realidades ficcionadas.
 

domingo, enero 23, 2022

Saber decir a Dios

Padre, me he fallado.

No he sabido encontrar mi camino entre las nieblas del deseo
me he perdido en su boscoso pubis generoso
frondoso invitante 
el deseo de lo que no era ha tomado mi conciencia por sorpresa
y de la vez primera en que la vi
que no dejé de pensar en ella.

La mácula de la simiente ha manchado este manto sagrado 
y he cambiado una posible respuesta por un suspiro contenido, egoísta y desgraciado
que escapó, mientras pedía perdón y la imaginaba en el atrio tomando la ostia y el sacramento.

Padre, me he fallado
no puedo superar esta prueba que has puesto en mi camino
me ha alejado de tí, esta fiereza que me inunda.

Dame la entereza padre
ayúdame a reencontrarme. 

sábado, enero 22, 2022

Saber decir adiós

El despertador suena
no hace falta tanto bochinche
cuando algo te estruja el vientre ni despertar puedes.

Sus ojos me miran 
mi culpa me nubla
no puedo mirarte a los ojos sin saber que hice

Me duele el alma Jack, 
me duele
y tu quieres hacer algo pero no puedes,
pareces un fantasma de quien creí que eras
ya dejé de ser la que mira, la que grita, la que sueña
ya no estoy aquí contigo
acéptalo maldita seas...

¡Déjame ir!

viernes, enero 21, 2022

Desesperado

Una sombra que se desdibuja 
se transforma silenciosa entre el gentío, el tránsito y los árboles,
pareciera que no llegará viva al Boulevard
pareciera que ha muerto en algún momento entre el ayer y el mañana
y yo ando tan tieso
he dejado a la vida que me pase por encima y nada he hecho para cambiarlo.

Una sombra Jill,
un sombra sin luz ni figura
que se desvanece y busca desesperada corporeidad en un acto de fe.

¿Qué buscas incauta!



jueves, enero 20, 2022

Secretos de confesión

Ha entrado ella, camina por la nave
tiene las piernas más largas que he visto 
y la desvisto mientras se acerca
pienso en ella mientras viene
¡Dios mío! Ojalá pudiera no desearla
sus piernas desnudas y su pollera ajustada
si pudiera, padre, no desearla.

Siento en las entrañas las rabia del infierno 
y en mis ansias...

¡Ojalá pudiera no desearla!

miércoles, enero 19, 2022

Confesiones tristes, flácidos perdones

Las paredes de madera no perdonan
esta oscuridad de la confesión
solo nos recuerda que el silencio nos acompaña siempre

Creías que era tu propio pecado el que había llenado tu vientre de vida 
no hija, el amor puede lo que puede y logra lo que quiere.

martes, enero 18, 2022

Decir hasta acá

Siento a veces que eres la dueña
la que desea, siente y sueña que nada hay imposible
y logras lo que creas y tienes lo que piensas

Siento que eras la que podía
a través del silencio del tiempo espacio
vivir entre los algodones y la ponzoña
entre el delirio del martirio y el gozo de quien llora.

Siento,
sabes,
siento lo que eres debajo de todas esas paredes infernales (como muros) que en pos tuyo has erigido.

Hemos llorado demasiado ya.
Anda Jill, levantate, dame la mano.


lunes, enero 17, 2022

Pecado nuestro de cada día...

¿Así que hija piensas
sientes, crees que esa tristeza que te inunda
es tan profunda que viene creciendo del mismo infierno?

¿Es acaso posible que exista
tanto dolor en las tripas de tu cuerpo?

No deberías estar poseída, ni dentro tuyo cultivar tanto invierno,
de qué sirve el ir solitario llorando sin rumbo ensalmos buscando.

¿No has oído la palabra del que todo lo sabe y a quien quiera acompaña?

No estás sola hija, no abandones, no renuncies,
un regalo es del cielo lo que sea que te crezca adentro,
ven conmigo, acéptate única y preciada a los pies del que todo lo es,
en su misericordia jamás permitiría
que la miseria sardónica de tí se ría.

¿Y qué si sí?

Si así se ha escrito,
será así.

domingo, enero 16, 2022

Aceptando realidades.

Cuando conocí a Jillian sentí que por primera vez podía sonreír siendo yo
no me hicieron falta máscaras, ni disfraces,
no tuve que construir un escenario para mostrarme inundado en luces 
ni mis bruces sentían la obligación disparatada de repetir palabras usadas 
por tantos muertos que aún rescriben en los cuadernos 
las cosas que ya no dicen pero que otros repiten
como si fueran verdad absoluta.

A Jillian los perros le ladraban y los gatos la ignoraban
pero a ella lo que le importaba realmente era la libertad
las palomas estaban por encima de las avestruces 
y los lémures por sobre los pesados elefantes rellenos de recuerdos 
y tradiciones que no sanan. 

Jillian prefería la quietud al alborozo
el abrazo al frío y silencioso andando solo
el beso del adiós que deja el candor de para siempre en los labios.

Amaba la libertad, pero odiaba el infinito.

Sí señores, aunque no quieran creerlo
Jillian también odiaba
pero nunca me odió a mí
siempre se odió a ella misma.

sábado, enero 15, 2022

Cuando se acaba la paciencia

A Jackellpott lo conocí no sé cuándo
sus tiempos y mis destiempos se cruzaron por vez primera
en la esquina de una calle sin nombre 
y una avenida transitada en demasía

él me sonrío como sonríen los hombres justos 
yo le sonreí como pude
lo tomé de la mano y lo llevé por todos lados 
había en los balcones margaritas que aclamaban y reían
y en los dinteles de las ventanas las palomas zoreaban

hubo perros mansos y ladradores
gatos indiferentes y otros que atentos miraban a los dinteles moviendo sus colas
hubo faroles encendidos
y un viento frío que nos obligó a abrazarnos y caminar apretados.

No había nadie más que él y yo
tal vez porque escogimos caminar por la calle sin nombre 
tal vez porque a veces el amor 
te vuelve ciego al alrededor 
y nada de lo que existe importa.

¡Qué desdicha Jackellpott!

Ahora la realidad me invade y mi mundo de ensueños ha muerto,
dime Jack, qué haré con mi jardín de ratones sueltos
qué haré con los aromas de las flores que se abrieron
que haré con mi mano llena de tu mano y nuestra huella haciendo camino.

¡Qué desdicha Jackellpott!

Nunca imaginé que el acantilado apareciera
precipitado
tanto antes del atardecer 
y del horizonte.

viernes, enero 14, 2022

La oración es más que la palabra

Revisa en los cajones desdichados 
en las bolsas arrugadas de plástico envejecido
también dentro de las medias de nylon que andan guardadas y hechas un lío
fijate que por ahí,
siempre hay un millón de recuerdos escondidos

la gente guarda cosas para no perderlas, viste,
pero al tiempo olvida sus propios secretos y juzga al otro creyendo ser perfecto.

No hay ser vivo que entienda al dedillo las decisiones, emociones, ni acciones del otro
intuyo que tu miedo te invite a juzgar primero
antes que intentar entender aquellas cosas que tu no habitas
ni habitaste
que descrees
y en consecuencia, por supuesto, ni existen.

Calla, 
haz silencio, silencia tu mente,
aprende a escuchar la oración en la nada y entrégate a ella.

Tal vez,
ya no juzgues
y puedas llorar y sonreír
sin sentirte un maldito idiota. 

jueves, enero 13, 2022

Leyenda en el dorso de una foto en la que un hombre y una mujer se besan


Surqué las tierras y los mares
corrí tras el hudizo horizonte que nunca acepta quedarse quieto
te busqué por todos lados 
ningún sueño tan presente puede ser diseñado por la mente
nada tan perfecto es solo imaginación.

Sabía que existías del momento en que te soñé escogiendo penas de una alcancía
sabía que te pertenecía cuando no quisiste compartirlas 
y dejaste el frasco de miserias a un costado, y de la mano
fuimos por ahí a pasar el rato.

Supe todo siempre y desde antes que el ayer naciera
mas no supe aceptar, ni creer, ni soñar,
que la vida, aún sin tí,
podría seguir siendo vida.

miércoles, enero 12, 2022

Inexorablemente

Me desespero en los silencios y las sombras que generan tu ausencia
muero, profundamente muero, 
cuando de pronto te evaneces tras esa puerta y de mi no queda más que nada
mis manos no tienen qué hacer
mis ojos nada miran que los llene de emociones 
mi piel se seca sin caricias 
mi tiempo se agota sin remedios.

Y de pronto, como la fiel mascota que paciente espera la llegada de su amo,
trona en la casa la llave en la puerta y resucito sabiendo que tus besos llegan sedientos de mí
y mis manos te abrazan y acarician
y mis ojos repletos de alegrías te admiran silenciosos y llenos de ansias lindas
mi piel se estremece entre tus dedos y mi tiempo,
se agota sin remedio. 

martes, enero 11, 2022

Guerrero de luz

Ante tí me arrodillo puesto que eres el rey de los cielos, de las tierras y los infiernos
ante tí tiemblo sin miedo, vulnerable, desnudo, sin dudas;
sumiso y empático reconozo y abogo por tu sacrificio y te pido
tener la fuerza necesaria para afrentar a la bestia que pudo enfrentarte y supervivir
encontrar el valor necesario para ser yo mismo en la tormenta
alcanzar a la justa sabiduría, y al escuchar su lengua bífida,
sereno poder discernir la palabra dicha con maldad de la dicha con justicia.

Ante tí me arrodillo, pío entre los píos, y te pido
que sea tu ley y yo tu instrumento
que sea tu verbo y yo tu hecho
y que se logre tu voluntad
acá en la tierra como en el cielo.

lunes, enero 10, 2022

Deseos

No olvidaré quién soy
tampoco de dónde vengo
no seré así de engreída
no volaré llena de colores y esperanzas entre manzanas verdes y rojas
me acordaré de mis pies
del apetito voraz de mis tripas inclementes destrozando las ternura de las hojas 
del dolor de la pupa 
de la asfixia
la soledad
el encierro.

No olvidaré que la verdad es una percepción parida en la necesidad.

No rían,
no se burlen,
verán cómo es posible cambiar sin olvidar quién eres, qué eres, de dónde vienes.
Verán cómo es. 

Lo primero que haré al desplegar mis alas será caminar sobre mis patas en el tallo gentil que tanto me dio a cambio de nada y ante la brisa del viento emocionarme
y llorar.

domingo, enero 09, 2022

Mirándonos

La libertad es mirar tus ojos y ser yo quien mira desde tu mirar
la libertad es estar bailando sobre nubes y en tus palabras
y sentir y saber que ninguna letra me juzga, 
que ninguna letra me apresa ni define

¿Sabes por qué la libertad?
No lo digas, no lo asumas, no lo prometas.

La libertad es saber que amamos
y que nada se puede hacer al respecto. 

Calla Jill,
calla y ámame.

sábado, enero 08, 2022

Libertad

No es la música del aire ni la carica de la brisa que pasa
no es el horizonte vacío de culpas pero lleno de anhelos
tampoco es la sensación de libertad de la arena entre los dedos 
ni tampoco el sol imperante
si fuera a la luz de la luna la serindipia tendría el mismo cliché,
la vida es un instante. 

El abismo existente entre la epifanía y la concreta realidad
marea a cualquiera que se atreva a desafiar las leyes
del hombre, del universo, de Dios.

¡Y si soy yo quien nació para ser quién quiere ser, y lo es,
pero el sino maldito y burlón presenta otras cartas y en la cama de la paz
simplemente no duermo?

¿Me ves del otro lado del reflejo siendo!

viernes, enero 07, 2022

Duelo

Sobre la cúpula piramidal de la casa de quién fue primordial
arden las llamas en fuego fatuo mostrando y dando fin a otro momento que pasajero
dejó detrás a ese silencio que se creía impenetrable.

¿Sabes que en el mar ha muerto una mujer?
No, no ha muerto se ha matado.

¿Y la mariposa en la ventana qué pitos tocaba,
miraba desde afuera sin entender nada!

¡Oh sí, claro... cómo olvidarla?
¿Quién llenará de colores los invencibles jardines,
quién pintará el cielo de la tarde y el suelo raso!

Tú piensas que algo importa y has creado la importancia,
tú crees con afán y has creado la confianza
tú lo viste, lo oíste y lo verbalizaste
tú has creado la realidad a través de mi ficción!

No podrá el mar apagar tu furia ni esconder tu huella,
estúpida mariposa de alas rotas...

Quién vació de colores los invencibles jardines,
quién despintó de flores al cielo de la tarde 
ha enclavado mil tumbas en el suelo raso...

jueves, enero 06, 2022

Butterflyfact

¿Y esos quienes son? 
Andan vestidos de seda y llenos de regalos
sobre camellos dorados sin guía aparente
miran al cielo
como los estúpidos
como los creyentes
van de casa en casa cual vendedor ambulante... 

¿Qué venderán estos?

Vestidos como reyes en pleno enero a treinta grados de temperatura
tanta tortura tiene que tener más que un fin altruista
o tal vez en el subtexto hay una ideología que no puedo entender todavía.

Malditos humanos...
quién los entiende.

miércoles, enero 05, 2022

Esclava -- Poema

No tenía mis espacios 
no existía el lugar donde pudiera ser yo
ni dentro mío,
sobre todo dentro mío,
no porque yo no quisiera
simplemente no podía,
no había modo ni manera

la mirada ajena, el silencio de quien te mira,
cerrar los ojos y mirar para otro lado también coarta,
cala más profundo,
molesta en lo más oscuro
duele,
puta madre,
cuánto duele.


martes, enero 04, 2022

No solo profecías

Quedó en el suelo el que era verdadero
su libro repleto de verdades
quedo flotando entre el colchón y el cielo 
y el pobre hombre, flaco, lívido y desgreñado,
solo tenía y sentía temblar el alma 
las sombras que todo lo cubren 
habían llenado de terror y dolor su espíritu
entonces depuso sus armas y se entregó
en un vómito negro oscuro 
a la sombra que lo invadió y lo poseyó
y jalándole de las piernas lo arrastró
hasta el más terrible de los infiernos.

No vengas Jack,
este no es tu camino 
Jill no está contigo, 
tampoco quiere estarlo.

No vengas Jack,
mira por la ventana
mira las mariposas
no mires hacia adentro,
ya no insistas, 
solo hallarás recuerdos.

lunes, enero 03, 2022

La incertidumbre -- Poema

¿Qué puede saber Jack?

¿Dónde es posible la verdad
si aquí no cabe si quiera una miserable ficción,
ves mis manos?
- ¿las verá Jill? -

mirá que pequeñas son  
todo se escapa entre los torpes dedos 
en la piel se dibuja y se hace dueño el tiempo
y nos obliga a recordar
a recordar 
a recordar.

Hay una mariposa allí donde Jill solía mirar,
Jill se fue, pero aún está aquí,
aún cuando el mar la devoró
aún cuando el huidizo cielo
se desvista de estrellas evocando tu nombre.

Oh Jillian...
¿Qué puedo saber yo?

domingo, enero 02, 2022

Vida nueva -- Poema

Jill se habría asomado por la ventana
miró hacia le manzanar pensando en las orugas
y la helada luna le acarició suavemente el rostro

La sombra de Jack camina entre los árboles todavía,
sus pasos perdidos en las sombras, sus manos cogiéndola fuerte
de su cintura apretada hasta sus piernas delgadas de pies pequeños.

Ha muerto otra mariposa, no le interesa,
terminaron las publicidades, no le importa
su mirada se ha perdido en el recuerdo.

sábado, enero 01, 2022

Año nuevo -- Poema

La mariposa miraba por la ventana
abría sus alas, las desplegaba,
tenía una sola ilusión momentánea.

En el canal Encuentros,
un programa donde reinaban las flores,
llenaba la pantalla de colores
y la casa de tal vez. 

Primero de enero, 
despierta.